Imprimir Enviar Añadir a Favoritos Aumentar Texto Reducir Texto

Los beneficios que las Flores de Bach pueden aportar a tu organismo son muchos y variados. Una vez hayas elegido las flores que más te convienen es importante saber cómo las puedes preparar y tomar para que conserven todo su don.

A continuación te ofrecemos una pequeña guia con las preguntas más importantes que te puedes hacer una vez decidas tomarlas:

¿Quién puede tomar Flores de Bach?

Cualquier persona puede tomar las Flores de Bach. No se contraponen a otros medicamentos o terapias. Se han encontrado buenos resultados en personas de cualquier edad, incluyendo bebés en edad de lactancia, niños, personas de edad avanzada, personas enfermas o convalecientes, inconscientes o en estado de coma (a través de la piel con un preparado de crema) y recién nacidos. Es especialmente recomendable para recién nacidos, quienes necesitan adaptarse al cambio de ambiente. Incluso son beneficiosas, para animales y plantas.

No tienen efectos secundarios ni están contraindicadas para ninguna persona o padecimiento. Incluso pueden tomarse junto con otros medicamentos y terapias.

Quizás únicamente deben tener cuidado aquellas personas que sufren de alcoholemia, puesto que los preparados están realizados con una base de brandy. Así pues, en este caso, la esencia se preparara con vinagre y agua. Tanto el alcohol como el vinagre funcionan simplemente como conservadores, por lo que se pueden sustituir el uno por el otro.

Compartir:
Blinklist Barrapunto Fresqui Delicious Meneame Digg Twitter Facebook